¿Qué es la crianza humanitaria?

¿Qué es la crianza humanitaria?

Foto: Adam Morse

Seguramente has escuchado acerca de la crianza humanitaria, ya que es un término que se está utilizando cada vez con más frecuencia, pero ¿sabes qué significa?

La crianza humanitaria hace referencia a los animales criados en granjas familiares, en un entorno que promueve el comportamiento natural y la socialización.


Para que un alimento caiga en esta categoría, es importante atender con gran detalle los estándares de bienestar animal aplicados a todos los productos, desde el nacimiento hasta la cosecha, así como los mecanismos de control y cumplimiento establecidos para garantizar que todas las granjas de cría que suministran estos alimentos cumplan con estos estándares.

Si bien, es un tema súper extenso, aquí les dejamos unas generalidades para comprender el concepto de una forma muy general:

Foto: Annie Spratt

ANIMALES CRIADOS EN GRANJAS FAMILIARES:
Todas las granjas de cría que suministran materia prima para los productos cárnicos de crianza humanitaria, son granjas familiares, operadas de igual forma.

UN AMBIENTE QUE PROMUEVE EL COMPORTAMIENTO NATURAL
La limpieza regular de las instalaciones en las granjas de reproducción contribuye a un ambiente cómodo y limpio, evitando moscas y parásitos. Los corrales interiores están adecuados para dar acceso a cantidades suficientes de paja o material comparable para satisfacer la necesidad alimenticia de los animales. Además, se debe proporcionar acceso a la luz natural o suficiente luz artificial durante al menos 8 horas al día, aunque dependiendo del tipo de animal, se ajustan las necesidades para mantener un entorno natural en el que los animales se sientan cómodos, por ejemplo: en el caso de los cerdos, hay requisitos de temperatura muy específicos por tamaño, los cerdos más grandes deben tener acceso, ya sea a un revolcamiento o un aspersor que les permita regular su temperatura para mantener niveles sanos e ideales para su desarrollo óptimo.

El transporte de animales vivos se realiza en vehículos diseñados para prevenir el sufrimiento y las lesiones, donde además deben estar protegidos del clima. El transporte está limitado a no más de 8 horas, excepto en vehículos especiales equipados con ventilación y sistemas de agua.

En la mayoría de los casos, las hembras preñadas cuentan con espacio adicional y se colocan en refugios para partos días antes de la fecha prevista para el parto y deben estar alojados de manera holgada.

Además, el monitoreo de la salud es parte del programa de auditoría de cada granja de reproducción, que es supervisado por un veterinario. Para preservar el bienestar de la manada, los animales que se enferman se tratan con medicamentos y se identifican a través de etiquetas o se colocan en un corral separado. Son tratados de inmediato y, si es necesario, humanamente rechazados.

Foto: Filip Bunkens


UN AMBIENTE QUE PROMUEVE LA SOCIALIZACIÓN.
Para facilitar el movimiento, el interior de los criaderos y todos los pisos están construidos de manera que no haya bordes afilados, lo que evita la angustia e incluso lesiones. Las zonas de descanso se mantienen limpias, secas y cómodas.

Así y con muchas otras regulaciones, los animales se mantienen estables a lo largo de su vida, ofreciendo un sinfín de beneficios para su consumo humano.

En Alacena de Mónica, nos preocupamos por ofrecer productos orgánicos, criados humanamente y de la más alta calidad, pensando en la nutrición familiar como una prioridad.

Ingresa a nuestra tienda en línea y conoce toda la línea de productos orgánicos que ofrecemos, además de nuestras opciones para carne de res y pollo orgánico, entregado directamente a la puerta de tu casa.